Declaración de «las mujeres libertarias fundiendo rejas»

441563279954_XXL

Bogotá, 18 de julio de 2019

1. Nosotras, mujeres incluyendo la población LGBTTTIQ+ de las tres Américas, creemos en invertir, apoyar y construir comunidades para empoderar a mujeres y niñas en todo el mundo encarceladas, y afectadas directa e indirectamente.

2. Nuestra sociedad no nos da una estructura básica para sobrevivir, con un conjunto de realidades y dolores, cuando decimos conjunto, decimos el mundo entero, vemos que la realidad del pueblo negro y pobre es igual. Dejamos claro que no somos el instrumento de control de la masa dominante.

3. Fuimos heridas por las malas condiciones en nuestras comunidades y durante nuestro confinamiento, incluidas la falta de atención médica adecuada y salud mental, con lenguaje deshumanizante, la discriminación basada en el género, incluyendo a las personas transgenero y la falsa dicotomía entre las personas condenadas por actos violentos y no violentos.

4. Exigimos la reinversión de los recursos del sistema criminal legal a fin de financiar soluciones lideradas por niñas las comunidades que fortalecen mujeres, niños y familias.

5. Rechazamos la privatización de las cárceles.

6. Creemos que todo preso es político, siendo así, exigimos el fin del sistema carcelario, el fin del trabajo esclavista, y el fin del genocidio del pueblo pobre y negro.

7. Exigimos que los Estados de las Américas cumplan con sus obligaciones internacionalmente adquiridas en materia de los Derechos Humanos de la población privada de la libertad.

8. Ahora es tiempo de hacer una inversión significativa a largo plazo en iniciativas lideradas por mujeres y niñas encarceladas y que estuvieron encarceladas.

9. Es urgente quitar la máscara que envuelve nuestra sociedad y dejar de alimentar el miedo y los dogmas, luchando contra la hipocresía, dejar de castigar, dejar de alimentar la vergüenza y el odio.

10. Exigimos la abolición de la prisión, y mientras tanto, cumplir con la inclusión del enfoque de género y diversidad en la política criminal, que reconozca y revise las causas de las condenas de las mujeres.

11. Exigimos procesos reales de resocialización encaminados a evitar la reincidencia que incluya acompañamiento familiar y económico

12. Ahora es el tiempo de terminar con el encierro de las mujeres, las niñas y niños alrededor del mundo.

Publicado en destacados, Noticias.